jueves, 23 de diciembre de 2010

Eras todo para mi, aquél día en aquella sala de cine, ahora no eres más que una cicatriz en mi memoria.

Marina: A veces lo que eres no se ve en las cosas que dejas. A veces las cosas se dicen cuando ya no hablas. A veces te llegan las netas volando entre el pavimento y el smog del cielo. Entre dos estaciones del metro parada en la banqueta un martes a las 5:30. Y entendí, hay cosas así, cosas que adivinas. Levantar la vista justo en el momento para encontrarte con esa mirada. Voltear a ver el teléfono cuando suena. Palabras que dices al mismo tiempo que otro. Presentimientos. Amigos que llegan en el momento justo cuando más los necesitas. Deja vu. Amor verdadero. Justicia divina. Vueltas de tuerca. Música. Risa.  Perdón. Mariposas. No hay estadísticas para eso

Mariana de Tavira es Marina, Efectos Secundarios. #mymemories

No hay comentarios.:

Publicar un comentario